Ray Charles: drogadicto, mujeriego… genial

Ray Charles es uno de esos autores que casi no necesitan presentación. En este artículo haremos una breve reseña biográfica de este genio convertido hoy por hoy en un icono de la cultura popular. Mujeriego, drogadicto y siempre polémico Ray Charles hizo que la música de los 50 fuera un poco más divertida y sobre todo más bailable. Comenzamos con uno de sus mayores éxitos “Hit The Road Jack”, que en 1961 permaneció dos semanas en lo más alto de las listas comerciales.

Ray Charles nació en Albany, Georgia, el 23 de Septiembre de 1930. Nació con la facultad de la vista pero se quedó ciego a los siete años por motivos que se desconocen y que no hacen sino alimentar toda una serie de leyendas, muchas de ellas sin sentido… Lo que sí es cierto es que le dio tiempo a ver cómo su hermano mayor moría ahogado en un barreño de lavar la ropa. Desde pequeñito Ray asistió con frecuencia a la Iglesia Baptista de su comunidad donde quedó marcado irremediablemente por los juegos vocales del gospel. Su posterior utilización de melodías extraídas del gospel con fines populares o frívolos le valió las más feroces críticas por parte del sector más recalcitrante de la Iglesia Baptista. Una de esas canciones que ponía los pelos de punta a los ortodoxos fue “What I´d Say”, grabada en 1959 y surgida de una improvisación en directo.

Tras quedarse huérfano a los 15 años y haber aprendido un poco de piano clásico en la escuela local, Ray debe comenzar a ganarse la vida como músico, y lo hace con su música favorita, aquella que escuchaba en la radio: el blues y el jazz. En principio se hacía llamar Ray Robinson pero la prominente figura mediática del boxeador “Sugar” Ray Robinson hizo que eligiera como nombre artístico Ray Charles. Después de muchas actuaciones en directo y algún que otro éxito local, Ahmet Ertegun, el mítico creador del sello Atlantic lo fichó.

Pero este genio, como otros, tenía un carácter indomable y las relaciones con Atlantic Records se hicieron imposibles. Finalmente llegó a sus manos un suculento contrato del sello ABC que le otorgaba mayor libertad creativa. Lo curioso es que en esta nueva etapa en la carrera de Ray el estilo de sus canciones se volvió mucho más comercial. Y es que hay canciones que suenan a éxito desde la primera vez que uno las escucha, como “Unchain My Heart
En 1965 Ray Charles es arrestado por posesión de heroína, una droga a la que era adicto desde hacía más de 15 años. No era la primera vez que le pillaban, pero en esta ocasión su fama hizo que la noticia trascendiera. Se pasó un año de juicio en juicio y finalmente no ingresó en prisión porque accedió a internarse en un centro de rehabilitación. “Let´s Go Get Stoned” es una de sus canciones en las que aborda el tema de las drogas.

Georgia On My Mind” es sin duda su canción más conocida del genio Ray Charles y con ella despedimos este artículo dedicado a este gran autor cuya influencia en la música popular ha sido decisiva.